En Minimum Boards tenemos una manera muy particular de empaquetar nuestros productos, ¡como mensajes en una botella!

Esto los hace ideales para regalar en cualquier ocasión.  Al ser parte del formato de la empresa nos surgió curiosidad y buscamos la historia detrás de estos “mensajes en botellas”.

mensajeenunabotella-collares-pulseras-llaveros-minimumboards

Mensaje en una botella

Si tienes la suerte de encontrarte una botella varada en la playa su contenido te puede sorprender. En su interior pueden esconderse desde relatos y confesiones de amor hasta historias de naufragios. Y es que durante muchos años estos mensajes fueron el único método que tenían los náufragos perdidos de pedir ayuda. Algunas de estas botellas tenían la suerte de ser encontradas, otras se perdían y nunca llegaban a la costa.

Una botella bien cerrada puede navegar por los mares muchos años sin sufrir daños. Siendo así nos preguntamos ¿cuál es el mensaje más antiguo lanzado al mar?.

Atendiendo diversas fuentes, el mensaje más antiguo encontrado hasta la fecha fue lanzado hace más de 109 años. La mujer que lo encontró, Marianne Winkler, pasaba sus vacaciones en una isla alemana de Amrum cuando en uno de sus paseos observó algo en la orilla del mar. ¡Quién iba a pensar que se trataba de una botella con mensaje de más de 100 años!.

Según el diario The Guardian el mensaje procede de un biólogo marino, George Parker Bidder, quien lanzó más de mil botellas en la zona sur del mar del Norte en 1906. Muchas de las botellas fueron encontradas poco después de su lanzamiento por pescadores y marineros. Esta botella formó parte de un experimento para comprobar las corrientes oceánicas y el libro Guinness de los Récords ya la ha catalogado como el mensaje más antiguo encontrado.   

En esta ocasión la historia no ha resultado ser tan emocionante.

regalo-mensajeenunabotella-minimumboards

Pero podemos contarte un par de historias que te van a parecer increíbles: 

El caso que más nos impacta es el de Chunosuke Marsuyama, un marinero japonés que naufragó en 1784. Este marinero escribió su historia en un trozo de madera que lanzó al mar en una botella antes de morir. La botella estuvo viajando por el mar muchos años hasta que en 1935 llegó a las costas del pueblo donde nació Chunosuke. ¡Una casualidad cuanto menos impactante!

También podemos encontrar historias de lo más románticas, como la historia de Paulina y Ake Viking. Ake, un joven marinero sueco, lanzó al mar una botella pidiendo que cualquier chica que la encontrara le escribiera un mensaje de vuelta. El padre de Paulina, encontró la botella en Sicilia, se la entregó a su hija pensando que era una broma. ¡Nada más lejos de la realidad! Dos años después Paulina y Ake terminaron casándose.   

Después de todas estas historias desde Minimum Boards queremos mandaros un poco de la emoción que rodea a los mensajes en botella. ¡Visita nuestra web y síguenos en redes sociales!

Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies
×